Historia

50

A partir de las últimas décadas del siglo XX, la administración local experimentó una notable modernización en los servicios ofertados al ciudadano. De las funciones clásicas del gobierno municipal, centradas fundamentalmente en el control y desarrollo urbanístico, la gestión de infraestructuras, tasas municipales, tráfico y labores básicas de higiene ambiental como la recogida y gestión de residuos urbanos, la oferta municipal fue progresando, en aquellos municipios cuya cuantía de población y recursos lo permitía, hacia una visión más integral y actual de las necesidades de los ciudadanos.

Esto daría lugar a la progresiva implantación de acciones municipales en el ámbito de la «Promoción de la Salud», comprendiendo dicho concepto diversidad de actuaciones, que van desde la inspección sanitaria de locales y establecimientos a la Educación para la Salud de la población y diversas ofertas de carácter fundamentalmente preventivo-informativo.

Un factor que además propició este cambio fue la gran aceptación y demanda de la población de este tipo de actividades, bien sea por el incremento de «reclamaciones ciudadanas» de tipo higiénico-sanitario, o por el creciente éxito de las actividades informativas y formativas de carácter preventivo. Sin duda también ha facilitado este cambio la mayor proximidad de la administración local y sus recursos a las necesidades de sus ciudadanos, el interés puesto por el estamento político municipal, y la obvia constatación de que los recursos estatales o de las comunidades autónomas eran insuficientes para cubrir las necesidades y las demandas de Salud Pública de una población de finales del siglo XX o principios del XXI.

Como en todo grupo humano y profesional que dedica sus conocimientos y esfuerzos a un mismo objetivo, progresivamente fue creciendo la constatación de la necesidad de algún marco de encuentro, colaboración e intercambio de experiencias para la mejora de las actividades municipales dirigidas al fomento de la Salud Pública.

En el año 1997 se produce el comienzo de lo que hoy es la Red Municipal de Salud de la Comunidad de Madrid. Durante el desarrollo de las I Jornadas de Salud Municipal, celebradas en el municipio de Móstoles en noviembre del 97, surge entre los miembros del Comité Científico la iniciativa de crear una estructura de encuentro, intercambio y coordinación entre las áreas o servicios de salud de los municipios de la Comunidad de Madrid. Este es el origen de la que se llamó COINSA (Coordinadora Intermunicipal de Salud).

De los miembros de este Comité Científico de las I Jornadas de Salud Municipal surgió una primera «Comisión Permanente de Técnicos» integrada por técnicos de los municipios de Alcobendas, Alcorcón, Parla, San Fernando de Henares y San Sebastián de los Reyes.

La propuesta técnica encontraría la acogida de políticos y gobiernos municipales. Así, se llegaría a la creación de la Red Municipal de Salud de la Comunidad de Madrid, integrada por Concejales y Técnicos de las Concejalías de Salud o Sanidad de 29 ayuntamientos. En el año 2000, en Asamblea Plenaria celebrada en Leganés, se aprueban los Estatutos de la Red Municipal de Salud, que posteriormente deberán ser ratificados por los Plenos Municipales.

En el momento actual, 110 municipios están integrados en la Red, lo que representa a groso modo algo más del 45% de la población de la Comunidad de Madrid.

Tras la fructífera Presidencia del Ayuntamiento de Arganda, el día 11 de julio de 2012 el Ayuntamiento de Alcobendas asumió la Presidencia de la Red Municipal de Salud, que mantuvo hasta el momento del relevo por parte del Ayuntamiento de Alcorcón el 12 de noviembre de 2015.

La presidencia de la RMS recae en estos momentos en el Concejal de Salud del Ayuntamiento de Villanueva de la Cañada.

Red Municipal de Salud - Comunidad de Madrid